La clave de la comunicación con nuestros hijos.

 

El mundo emocional del niño es tan o más complejo que el del adulto, lo que dificulta el entendimiento entre ambos y hace imprescindible que los padres aprendamos el arte de la comunicación para garantizar que decimos lo que queremos decir y, a la vez, escuchemos lo que realmente el niño siente y quiere decir. Esto puede parecer una nimiedad pero en las relaciones cotidianas, los conflictos, la sobrecarga de trabajo y el cansancio ponen las relaciones entre padres e hijos en constante jaque.

 

El tipo de comunicación que utilizamos con  nuestros hijos va íntimamente ligada al estilo educactivo presente.

 

Nosotros, como adultos, confiamos nuestros sentimientos, problemas y ansiedades sólo a aquella o aquellas personas que sabemos que realmente nos prestarán toda su atención y nos escucharán más allá de las palabras. A los niños y a los adolescentes les ocurre lo mismo. Y cuanto más pequeño es el niño, más necesita que prestemos oídos y atención a sus conflictos cotidianos por mucho que a nosotros, en ocasiones, nos parezcan insignificantes y baladíes.

 

Las palabras que utilizamos como respuesta a las explicaciones de un niño pueden facilitar que continuemos el diálogo o bloquearlo. Las palabras que elegimos evidencian una actitud de escucha y atención hacia el niño o de ignorancia y desatención.

 

Defendemos la comunicación abierta, basada en la capacidad de escuchar activamente. Escuchar activamente es algo más que percibir con nuestros oídos las palabras que nos envía la persona con la que estamos hablando. Supone estar dispuesto a captar los sentimientos del niño, la profundidad con que le ha afectado el problema y la necesidad, manifiesta o no, de hablar de cómo se siente. Y también supone respetar y aceptar al niño tal y como es, sin etiquetarlo ni rechazarlo por lo que siente o por lo que hace. Para comunicarnos de manera efectiva con nuestros hijos es necesario que aceptemos lo que son y lo que sienten, porque de esa manera podrán aceptar que no estemos de acuerdo con lo que hacen y serán capaces de confiar en nosotros haciéndonos partícipes de sus pensamientos y de sus sentimientos.

 

Una comunicación abierta y respetuosa entre padres e hijos es un protector importantísimo contra innumerables problemas que puedan surgir a lo largo de la vida de nuestros hijos. La sensación de ser aceptado y respetado por las personas más importantes de tu vida es un pilar básico y central a la hora del desarrollo de la personalidad.

 

 

Contacto

Psicologic System

Carrer Camèlies 97

08024 Barcelona

 

Número de registro de centro sanitario: E08612229

 

 

Para ponerse en contacto con nosotros o concertar una cita, le sugerimos llamar al 93 435 31 17

O enviar un e-mail a:

info@psicologicsystem.com

Horario

Nuestro horario de atención es de lunes a viernes de  09:00h a 20:30h.

Puede contactar con nosotros fuera de este horario por teléfono, correo electrónico o concertando cita previa.

201