¿Es un conejo o es un pato? Tu respuesta nos dice mucho sobre tu cerebro.

 

 

En 1899, un psicólogo estadounidense de origen pocalo se interesó por esta imagen y la utilizó para una de sus investigaciones en la que trataba de demostrar  que, además de con los ojos, también vemos con el cerebro.

 

Su estudio nos sugiere que las personas más creativas fueron capaces de ver a los dos animales de la imagen más rápido que otras personas. Estos nos sugiere que la agilidad con la que intrepretar esta ilusión óptica es un indicio de lo creativos que eres y de cómo el mundo puede ser visto de manera diferente.

 

Las personas con una creatividad muy desarrollada muestran a menudo este talento para encontrar nuevos usos, distinguir dos puntos de vista distintos o conectar ideas que antes no estaban relacionadas.

 

También se demostró que la época del año podía influir de manera notable en la respuesta emitida por los participantes de la investigación. Así pues, se evidenciaba más en los niños que por ejemplo, tendía a ver más conejos durante la Pascua que patos. Mientras que en octubre, sucedida lo contrario.